Primer párrafo: “El adversario” de Emmanuel Carrére

el2badversario2b-2bemmanuel2bcarr25c325a8reMuchos escritores afirman que el primer párrafo es el más difícil de escribir. No sé si es el mas difícil, pero sí hay párrafos iniciales que atrapan y no sueltan al lector hasta la última página.

Este es el caso del libro El adversario, de Emmanuel Carrére, quien escribe un párrafo introductorio impactante. Lo comparto.

“La mañana del sábado 9 de enero de 1993, mientras Jean-Claude Romand mataba a su mujer y a sus hijos, yo asistía con los míos a una reunión pedagógica en la escuela de Gabriel, nuestro hijo primogénito. Gabriel tenía cinco años de edad, la edad de Antoine Romand. Luego fuimos a comer con mis padres, y Romand a casa de los suyos, a los que mató después de la comida. Pasé solo en mi estudio la tarde del sábado y el domingo, normalmente dedicados a la vida en común, porque estaba terminando un libro en el que trabajaba desde hacía un año: la biografía de Philip K. Dick. El último capítulo contaba los días que había pasado en coma antes de morir. Terminé el martes por la tarde y el miércoles por la mañana leí el primer artículo de Libération dedicado al asunto Romand”.